Más allá de la obra: Patricia Domínguez


22 septiembre, 2021 Por antenna

En Entrevistas
22 septiembre, 2021
En Entrevistas
Por antenna

Patricia Domínguez realiza una práctica artística experimental, que reúne una investigación sobre etnobotánica, prácticas de curación y la corporativización de lo vivo. Conoce más en esta entrevista.

Descríbenos tu práctica artística 

Soy artista, educadora, defensora de lo vivo y estudiante de percepción energética. Realizo  una práctica artística experimental, que reúne una investigación sobre etnobotánica, prácticas de curación y la corporativización de lo común. 

 Me interesa desafiar las cosmologías corporativas cada vez más globalizadas que están surgiendo. Rastreo relaciones entre especies que se contextualizan en la digitalización actual de la vida, e imagino mitos de resistencia multiespecies, proyectando y futurando estas alianzas emocionales entre humanxs y animales, plantas, el agua, lo viviente.

Mi último video, «La Balada de las Sirenas Secas«, examina los complejos flujos del agua en cuanto a las posibilidades del llanto, la crisis ambiental y social, la curación y la espiritualidad en la era digital. 

¿Cuáles son tus referentes artísticos más importantes y por qué?

Los años que estudié el MFA en Hunter College en Nueva York abrieron posibilidades visuales de hacer lenguajes nuevos. Me empujaron hacia un portal de experimentación. Me tocó ver varias exposiciones de artistas experimentales que vivían en Nueva York en esa época como Mika Rottenberg, Korakrit Arunanondchai, Guadalupe Maravilla, Jon Rafman, Trisha Baga, Daniel Bozhkov, Ryan Trecartin, Jacolby Satterwhite, Shana Moulton, Alejandro Almanza, Javier Tellez, Pierre Huyghe, Andrea Zittel, Camile Henrot, Paul Ramirez, Jonathas de Andrade. Esa época fue modificadora total de mis referentes y posibilidades. Casi todxs usaban la ficción como re-ordenadora de la realidad.

Guadalupe Maravilla
Korakrit Arunanondchai
Mika Rottenberg
Shana Moulton

Otros referentes que me acompañan hace años, son los video artistas Juan Downey con Laughing Alligator y Sin Sol, La Jetée de Chris Marker y las pelis del 70, La Montaña Sagrada y el Topo Jodorowsky. Los revisito cada cierto tiempo. Me inspira el cómo reinterpretan y narran historias y hacia donde me llevan.

Mis primeras referencias, las más influyentes en el pensar y constituciones de mundos, vienen del hacer visual – poético de culturas originarias Sud y Centro Americanas. En especial de la cultura Copiapó, Diaguita, Mayas y Aztecas. La complejidad visual y el nivel de poesía y abstracción con el que construyen sus imágenes multidimensionales es insuperable, para mí.

¿Cómo han influido en tus procesos creativos y en tus obras? 

Me han influido en los procesos de creación y desarrollo del lenguaje artístico que uso, a través de la ficción. Estos referentes los veo funcionando en líneas paralelas al lenguaje de las plantas o el de los sueños. Un lenguaje no verbal, complejo, con múltiples capas, temporalidades y referencias.   

La ficción hay que necesitarla como me dijo un día el artista Walid Raad cuando tuve una visita de taller con él en el 2013.

Desde ahí, el uso de la ficción ha sido crucial para mi proceso de imaginar nuevos mitos. Estamos acostumbradxs a acceder a la información de las mismas maneras, las vías de acceso parecen estar normalizadas. Desde la ficción podemos imaginar otras formas posibles de acceder a la realidad, imaginar otras formas de organizar el presente y habitar el futuro.